¡Ay, Carmena!

La alcaldesa de Madrid sigue con su desafío a la Tauromaquia. Con su hacha en guerra para cercenar el arte del toreo en la capital. Cebándose contra un importante sector a quien nunca escuchó en la política de prohibiciones que trae la izquierda radical que ella representa, la del veto y el freno a las libertades, la que quiere conducir a esta país a la intolerancia y al choque social.

Desde que se sentó en su despacho no ha hecho más que ir en contra la Fiesta y contra lo que ella representa. Contra la brillantísima labor de hombres puros como Enrique Tierno Galván, aquel extraordinario alcalde socialista de Madrid que tanto impulsó la Escuela de Tauromaquia que ahora quiere cerrar, de hecho lo va a conseguir, esta Carmena que de feas ideas.

Una Carmena que nada tiene que ver con aquella cómica llamada valiente Carmela que inmortalizó Saura en una magistral película. A la política no le interesa más que meter cizaña y sembrar tempestades. Como la decisión de retirar la subvención a la Escuela de Tauromaquia ‘Marcial Lalanda’ de Madrid y el exigir el abandono las instalaciones de La Venta del Batán en la que se preparan los aspirantes a toreros.

AS48651

 

Mata algo más que una escuela taurina. Mata un rincón donde se aprendieron valores que no enseñan los políticos como ella. Donde todos los jóvenes que pisaron esas aulas, independientemente que llegaran lejos en el toreo supieron qué es compañerismo, solidaridad, igualdad, colaboración, generosidad… pero sobre todo a ser buena gente, al igual que fomentaban que siguiesen estudiando mientras aprendían a ser toreros por las sabias lecciones de viejos maestros, como José de la Cal, Gregorio Sánchez, Andrés Vázquez, El Macareno, Bernardó o los actuales Joselito, Fundi y Bote, sin olvidar al zamorano Manuel Martínez Molinero y también a Enrique Martín Arranz. De allí salieron cientos de chavales formados y que han triunfado en la vida gracias a la lecciones humanas aprendidas. Y otros que llegaron arriba han sido ejemplo en el toreo, como El Yiyo, Joselito, El Fundi, Cristina Sánchez, Uceda Leal, Abellán, El Juli… entre muchos más.

Ahora cuando ya es oficial esa tropelía, el toreo recibe un nuevo golpe bajo. Otra más sin que sean capaces de organizarse todos los sectores que laboran en la Tauromaquia y siguen empeñados en remar cada uno en la dirección de los intereses. Y Como esa Carmena que mata sus amarguras guillotinando la Tauromaquia en otra página de privación de libertades.

 

Acerca de Paco Cañamero

En tres décadas juntando letras llevo recorrido mucho camino, pero barrunto que lo mejor está por venir. En El Adelanto me enseñaron el oficio; en Tribuna de Salamanca lo puse en práctica y me dejaron opinar y hasta mandar, pero esto último no me gustaba. En ese tiempo aprendí todo lo bueno que sé de esta profesión y todo lo malo. He entrevistado a cientos y cientos de personajes de la más variopinta condición. En ABC escribí obituarios y me asomé a la ventana de El País, además de escribir en otros medios -en Aplausos casi dos décadas- y disertar en conferencias por toda España y Francia. Pendiente siempre de la actualidad, me gustan los toros y el fútbol, enamorado del ferrocarril para un viaje sugerente y sugestivo, y una buena tertulia si puede ser regada con un tinto de Toro. Soy enemigo del ego y de los trepas. Llevo escrito veintisiete libros -dos aún sin publicar- y también he plantado árboles. De momento disfruto lo que puedo y me busco la vida en una profesión inmersa en época de cambios y azotada por los intereses y las nuevas tecnologías. Aunque esa es otra historia.

Un comentario en “¡Ay, Carmena!

  1. Pues bien ya llegó el momento, ahí están las primeras decisiones fascistas de Carmena que viene con aires progres y de definición izquierdoso-fascistoide. Hablan estos energumenos de dialogo, de mesas donde sentarse a buscar solucionesa a los problemas de España. Pero se plantan en su disfraz de dialogantes y desde allí dictan sus ideas con prohibir, prohibir y mas prohibir. Estos que gritabam aquello de prohibido prohibir.
    Y que hacer ante esta sin razón, esta forma hitleriana de hacer politica. Espero por el bien de todos que esto sólo sea un espejismo de cuatro años o menos , porque si al PSOE le entra la cordura estos duran menos que una rueda de cohetes. Pero ya se sabe el sillón es el sillón y el buen sueldo es el buen sueldo.
    Vamos para allá. vamos todos a Madrid y vamos a que nos oigan. Ellos hicieron escraches en su momento, devolvamosles la idea, si es que la ley no lo impide pues ahora puede que resulte que no podemos ni eso, manifestarnos. OLÉ

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *