Javier Castaño y su nueva página de solidaridad

Javier Castaño ha vuelto a dar otra lección de solidaridad. De estar al lado del necesitado en las empinadas cuestas de la vida. Y como siempre fundiendo el toreo, en su color benéfico, como tantas y tantas veces ha ocurrido, porque ningún otro arte ha salido al paso de débil como la Tauromaquia. Ahora, ha sido el alma para organizar un tentadero en Vitigudino, con tintes de acontecimiento, del que será beneficiado el Comedor de los Pobres.

Se celebra el lunes a las 18 horas del 23 de abril, con cartel de lujo integrado por Frascuelo, Juan Mora, Diego Urdiales, Javier Castaño, Damián Castaño y el novillero Alejandro Mora. Lidiarán becerras de Sánchez Valverde, Valdefresno, Galache, Barcial, El Pilar y Martín Cillero.

Los asistentes deberán llevar un kilo de alimentos y quien no pueda acudir tiene una fila ‘Cero’ para integrar una cantidad. Además, entre el público, se sorteará un capote de Roca Rey.

Para hacerlo posible, Javier Castaño, ha contado con la ayuda de distintos estamentos. Entre ellos la Asociación Taurina ‘Villa de Vitigudino’, la Asociación Taurina de Guijuelo ‘Acarte’, la Asociación Taurina ‘Media Verónica’, de Macotera; la Asociación Cultural ‘Albero Charro’, Juventud Taurina de Salamanca, la Asociación Taurina ‘15 de Octubre’, de Alba de Tormes; Toro del Voto, de Villoria y Ayuntamiento de Vitigudino.

 

 

 

Acerca de Paco Cañamero

En tres décadas juntando letras llevo recorrido mucho camino, pero barrunto que lo mejor está por venir. En El Adelanto me enseñaron el oficio; en Tribuna de Salamanca lo puse en práctica y me dejaron opinar y hasta mandar, pero esto último no me gustaba. En ese tiempo aprendí todo lo bueno que sé de esta profesión y todo lo malo. He entrevistado a cientos y cientos de personajes de la más variopinta condición. En ABC escribí obituarios y me asomé a la ventana de El País, además de escribir en otros medios -en Aplausos casi dos décadas- y disertar en conferencias por toda España y Francia. Pendiente siempre de la actualidad, me gustan los toros y el fútbol, enamorado del ferrocarril para un viaje sugerente y sugestivo, y una buena tertulia si puede ser regada con un tinto de Toro. Soy enemigo del ego y de los trepas. Llevo escrito veintisiete libros -dos aún sin publicar- y también he plantado árboles. De momento disfruto lo que puedo y me busco la vida en una profesión inmersa en época de cambios y azotada por los intereses y las nuevas tecnologías. Aunque esa es otra historia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *