La cacería contra Talavante

Mafia pura y dura. Tan fuerte como lo leen. De esa manera actúan los poderosos del toreo, o lo que es igual, quienes han hundido a la Tauromaquia a los bajos fondos en los que se encuentra. Quienes fustigan con el látigo a quien se salta sus normas; da igual que sea figura –ahí están los vergonzosos casos de Talavante, de Perera o de Ventura, ambos figurones y apartados de numerosas plazas-. De toreros a lo que apenas les dan un pitón y de otros que siguen toreando sin aportar nada, solamente por seguir las normas de estos clanes, sin rechistar y cogiendo el menguado salario por jugarse la vida

Clama lo de Talavante, quien desde que rompió con la Casas Matilla apenas torea y este verano tiene más días de ocio que de vestir el traje de luces. Vergonzoso contra un toreo de época y la gran figura de estos días gracias a una interpretación creativa y pura. Y no olviden, además es el triunfador del último San Isidro –y eso que Madrid es la lonja del toreo, aunque a este no le vale, como ocurre a cada vez mayor numero de diestros-.

Pues buen, las mafias que han destrozado la Tauromaquia le siguen negando la sal y quieren matarlo de inanición a tenor de su planteamiento. Pero Talavante, que además de un torerazo es un rebelde, se ha plantado. Ha dicho basta y quiere estar dos tardes en la Feria de Otoño en un compromiso de figura, con la afición y con la Fiesta. Y quiere estar con las dos corridas y los compañeros que salgan del bombo de la suerte. Sin embargo ese gesto de figura se ve mermado por dos importantes casas empresariales, Matilla y Ramón Valencia, quienes prsionante a Simón Casas para tratas de frenar la presencia del pacense en la Feria de Otoño. Miedo les debe dar que Talavante pegue ya de verdad un golpe en la mesa y se cargue el ‘sistema’; quizás esa sea la razón por la que ningunean ese gesto que sería tan bien recibido por todos. Porque es el compromiso de una figura que quiere mandar en el toreo y apartar a tantos mangantes que actúan como la mafia, pura y dura. Olé Talavante.

Acerca de Paco Cañamero

En tres décadas juntando letras llevo recorrido mucho camino, pero barrunto que lo mejor está por venir. En El Adelanto me enseñaron el oficio; en Tribuna de Salamanca lo puse en práctica y me dejaron opinar y hasta mandar, pero esto último no me gustaba. En ese tiempo aprendí todo lo bueno que sé de esta profesión y todo lo malo. He entrevistado a cientos y cientos de personajes de la más variopinta condición. En ABC escribí obituarios y me asomé a la ventana de El País, además de escribir en otros medios -en Aplausos casi dos décadas- y disertar en conferencias por toda España y Francia. Pendiente siempre de la actualidad, me gustan los toros y el fútbol, enamorado del ferrocarril para un viaje sugerente y sugestivo, y una buena tertulia si puede ser regada con un tinto de Toro. Soy enemigo del ego y de los trepas. Llevo escrito veintisiete libros -dos aún sin publicar- y también he plantado árboles. De momento disfruto lo que puedo y me busco la vida en una profesión inmersa en época de cambios y azotada por los intereses y las nuevas tecnologías. Aunque esa es otra historia.

7 comentarios en “La cacería contra Talavante

  1. No solo son mantilla y Valencia, hay muchos más , cuando van a vetar a un torero se aunan compañeros, empresarios y apoderados

    Hoy día hay un puñado de toreros capaces con el hierro que sea ,estar bien y no modificar el concepto, el típico caso de las figuras antiguas, talavante, Ferrera, curro Díaz, Diego Urdiales , y los más recientes Pepe moral y Emilio de justo , esperemos ellos 6 estén todos en esa feria

  2. Me gustaría que algún día explicase la irrupción de Bailleres en españa y la compra de plazas como salamanca, badajoz y Logroño a los Chopera. Me extraño mucho que vendieran sobretodo salamanca que era una de sus joyas de La Corona y en manos de la familia desde su inauguración.

  3. Todo esto de Talavante me crea un gran desasosiego, un nudo en la garganta y unas ganas de no se que. Yo que he acudido siempre allá donde se me citaba para manifestarme contra el antitaurinismo. Yo que fui uno de los que reventó un mitin de Mónica Oltra, vicepresidenta de la comunidad valenciana y reconocida antitaurina, digo, que ya estoy harto de tanta guerrillear para que luego cuatro descerebraos, mafioso, vagos, mangantes y maleantes, destrocen a su antojo, lo que yo defiendo con tanto fervor.
    Que les den por el culo y deberemos de pensar en manifestarnos delante de sus casas, pero claro luego sus voceros nos echarán toda la mierda.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *